El diseño y el sexo

· ·

"Con el diseño comercial pasa como cuando haces el amor. Tienes que disfrutar tú, pero también tu pareja. Al hacer un proyecto hay que pasárselo bien, pero también tienes que pensar en que le guste a tus clientes, al consumidor. Con el arte no ocurre así. No se puede crear pensando en los demás. El arte es como masturbarse. Sin embargo, el diseño experimental está entre el arte y el diseño comercial. Es como el cibersexo. Proyectas algo para ti, pero siempre hay alguien detrás deseoso de disfrutarlo." Hiroshi Tsunoda, en declaraciones a la revista Diseño Interior (nov 2005).

Las palabras de este diseñador japonés me confirman alguno de mis más viejos prejuicios: esos diseñadores que se creen artistas tienen un problema grave con el onanismo. Señores, como reza un famoso blog anglosajón, WE-MAKE-MONEY-NOT-ART!